Mi entrevista para Ecoembes

En junio de 2015 participé en un proceso de selección de especialista de Responsabilidad Social Corporativa y Sistemas de Gestión para Ecoembes. Obviamente no fui seleccionado. Pero ahora la persona que me invitó a participar en él lo está aireando en redes sociales y necesito contar mi versión. Si te interesa, aquí la tienes.

El 4 de septiembre de 2009 publiqué un artículo titulado “Ecoembes caca. No me siento especialmente orgulloso, pero, allí está. No le había dado mayor importancia, pero en una reunión preparatoria de la edición de 2010 del Congreso Nacional del Medio Ambiente  descubrí que mi blog (y de rebote su autor) se conocía en el mundillo como “Ecoembes caca”. Así que aproveché este estigma para canalizar la indignación que me generaba la incoherencia entre los mensajes que lanzaba Ecoembes y los datos oficiales de gestión de residuos de envases.

Son varios los artículos que he escrito en el blog sobre esta cuestión, antes de mencionar expresamente a Ecoembes en 2009 y con posterioridad. Tanto sobre este sistema integrado de gestión de residuos de envases como sobre otras muchas cuestiones relacionadas con la materia. Incluso el día de los inocentes de 2014 me permití hacer una broma en el blog sobre mi relación con Ecoembes.

En 2015, uno de mis clientes me ofreció mantener una reunión con una persona que trabajaba en Ecoembes y que había leído contenidos de mi blog que no compartía. Fue una interesante comida en la que esta persona, el Director de Comunicación Corporativa y Marketing de Ecoembes, se ofreció a mostrarme los datos que cuestionaba en mi blog.

En concreto algunos de los que yo había recopilado para un artículo que en el momento de la reunión mediada por mi cliente no se había publicado, pero fue la excusa perfecta para una segunda reunión, privada, con el Director de Comunicación Corporativa y Marketing de Ecoembes. En esta ocasión hablamos de modo informal de varias cuestiones. En particular de mi situación personal y profesional, así como de mi interés en la gestión de residuos y la responsabilidad corporativa. En esa comida también se trataron los datos de Eurostat y las contradicciones entre las notas de prensa y las declaraciones del CEO de Ecoembes.

Poco después de aquella comida se publicó una oferta de empleo de especialista de Responsabilidad Social Corporativa y Sistemas de Gestión para Ecoembes. Me enteré de ella por conocidos que me la hacían llegar con comentarios del estilo: mira, Ecoembes busca a Ecoembes caca para meterlo en plantilla. Y es que el perfil que se describía en la oferta de trabajo coincidía bastante con el mío, y mucho más con las inquietudes que había compartido en privado con el Director de Comunicación Corporativa y Marketing de Ecoembes. Así pues, escribí directamente al Director de Comunicación Corporativa y Márketing, quien me facilitó el contacto de la Directora de Recursos Humanos, quien a su vez trasladó mi curriculum la empresa que llevaba el proceso de selección.

Creo que es evidente que si hubiese presentado mi candidatura directamente cualquier consultor de recursos humanos que hubiese buscado mínimamente en la red hubiese llegado a “Ecoembes caca” y me hubiese descartado sin pensarlo dos veces. Pero mi curriculum llegó a través de la Directora de Recursos Humanos previa recomendación del Director de Comunicación Corporativa y Márketing. Así que tuve mi entrevista de selección para Ecoembes, después de más de 5 años publicando contenidos que cuestionan los resultados de la labor de esta empresa.

En algún momento pensé que me estaba poniendo en el compromiso de pagar el precio de la confidencialidad por acceder a los datos que tanto me gustaría poder consultar o que tendría que convertir mis críticas al modelo de gestión de residuos en propuestas al servicio de la industria del envase de usar y tirar. El tiempo ha demostrado que regalé preciosa información sobre mi vida personal y profesional a una organización cuyo interés es controlar los puntos débiles por los que atacar a cualquiera que cuestione su modelo de negocio.

Y dos años después les ha llegado el momento de utilizar esa información. Muy bien, pero:

  • No me acusen de estar resentido por el resultado de un proceso de selección que ocurrió en 2015 para una organización sobre la que llevo escribiendo mi opinión desde 2009.
  • No traten de desacreditarme cuando en vez de contratarme como profesional con opinión formada e informada que puede aportar soluciones para ayudar mejorar la gestión de residuos de envases deciden gastarse centenares de miles de euros al año en greenwashing.
  • No traten de apagar sus crisis de reputación corporativa echando gasolina al fuego.
  • En 8 años de artículos sobre Ecoembes he utilizado única y exclusivamente información pública y previamente publicada, aplicando los límites de mis compromisos de confidencialidad, la legislación vigente, el respeto profesional y el miedo a desaparecer total o parcialmente en alguna de las instalaciones de gestión de residuos que he tenido la oportunidad de conocer en 15 años de labor profesional.

Mi relación con Retorna.

El principal ataque que recibo de Ecoembes y su entorno es que estoy a sueldo de Retorna o que tengo intereses en la expansión comercial de la empresa Tomra. No es verdad.

Es cierto que en mayo de 2013 fui invitado por Retorna a visitar la experiencia piloto de su modelo de gestión de residuos de envases en Cadaqués. En una ocasión también estuve cenando en la misma mesa que distintas personas que trabajan para Retorna y en asociaciones que defienden el SDDR. Incluso algunos me fotografiaron cuando me tomaba un café en la última edición del Congreso Nacional del Medio Ambiente con una periodista que trabaja para Retorna.

Pero nunca he realizado trabajos para esta organización ni he cobrado de ella, Tomra u otra entidad que promueva el SDDR. Es más, ni siquiera han tenido el detalle de agasajarme con una comilona como aquella a la que me invitó el Director de Comunicación Corporativa y Márketing de Ecoembes. Y eso que escucho y hablo con cualquiera que me quiera contar algo sobre residuos y, hasta hace bien poquito, jamás rechazaba una invitación a comer viniese de quien viniese.

7 comentarios

  1. Alberto

    Está claro que Ecoembes prefiere comprar voluntades que afanarse en hacer mejor las cosas.

    A Ecoembes le procupa más su imagen que el bien hacer. Y desde luego, a Ecoembes no le importa caer en el greenwashing (mensaje ambiental engañoso), deporte que practica con notable soltura. La reciente publicación de un "teóricamente" prestigioso estudio sobre los impactos ambientales de Ciclo de Vida del SDDR frente a los sistemas integrados de gestión actuales (Ecoembes etc) es una excelente muestra de estudio sesgado, "cocinado" al gusto de sus pagadores; las endebles y tendenciosas hipótesis del estudio, junto a una presentación parcial y sumamente sesgada, lamentablemente hacen que el estudio se desmorone sólo.

    Que personajes de Ecoembes te critiquen o traten de descreditarte es señal de su falta de argumentos y datos para rebatir lo que dices. En lugar de aportar datos serios que apoyen sus afirmaciones, prefieren disparar contra los espíritus libres y críticos. Pero la mentira tiene las patas muy cortas y nunca llega muy lejos.

    Mucha suerte y ánimos para seguir luchando por una mejor gestión de los residuos,

    Saludos

    José Luis

  2. Hola Alberto.  Ya hemos conversado en otras oportunidades.

    ¡El Ojo que embellece y orienta soluciones!

    PRIMERA ETAPA:

    Hemos definido una estrategia, que se fundamenta desde el inicio del problema, hasta sus consecuencias, dado que se ha analizado la causa y el efecto. Son más de veinticinco años dedicados al estudio y a la investigación, tanto en Venezuela como en el extranjero, sobre los Desechos Sólidos y sus implicaciones. Si vemos la forma como salen los desperdicios domiciliarios como del comercio y la industria, así, como de los centros de salud. Nos referimos, a que cada uno lo hace desde una modalidad personalizada, según sea el volumen del desecho, como de la comodidad que cada quién le impone. Violando todas las normas, leyes y reglamentos que moderan al sector de los desechos sólidos. Esto debe cambiar, se debe operar bajo una disposición legal, que oriente y obligue al usuario a hacerlo bajo un criterio obligatorio para cada especialidad en particular.

    Hemos abierto para poder conocer el problema, desde la causa y el efecto, esta nos revela que cada quién lo hace de una forma particular según le apetece, ósea, el criterio personal, donde se saca una caja, una bolsa o bolsón, un recipiente conteniendo en él, diferentes tipos de residuos o desechos. Al revisar las bolsas, en cada una de ellas, y en diferentes zonas, donde se consideró el poder adquisitivo y el resultado siempre originó una muestra similar, cada envoltorio contenía diferentes tipos de desechos, en cuanto a envoltorios como materias orgánicas provenientes de la cocina, comidas, conchas de frutas, sobras de comidas, cáscaras de huevos, botellas de vidrio o plásticas, así como cajas de cartón en diferentes presentaciones,  y frascos de condimentos y de apetencias de otras comidas.

    TECNOLOGIA LOCAL.

    Hemos querido para la formulación de este proyecto, trabajar con elementos que pudiéramos adquirir directamente en el país. Una nave abierta, estructura tipo galpón que permite el operar en un área totalmente funcional, y con espacios abiertos y ventilados. Una mesa de clasificación de desechos, siendo esta construida de vigas doble T, ángulos de acero, cadenas, rodamientos, engranajes tornillos, tuercas, chumaceras, motores de diversos HP, y las bandas transportadoras. De manera que estamos hablando de un sistema que todo hoy es posible conseguir en los mercados tradicionales. Otro elemento es la mano de obra, siendo esta, totalmente nacional y de fácil sustitución. Solo que cada operador que trabaje para esta operadora debe someterse a un curso de inducción, para entender lo que tendrá que realizar y reportar. Se debe trabajar bajo la modalidad de la inducción, el entrenamiento, el conocimiento y la práctica sobre lo que realza, ya que la ausencia de algún trabajador, bien por enfermedad temporal, como ausencia definitiva, debe poder ser cubierta de inmediato, mientras se ubica otro para cubrir esa vacante, bajo los mismos principios. Posterior al ciclo de producción, se le adicionan dos etapas aún más fáciles de trabajar, como son la clasificación definitiva para su pesaje y almacenamiento. 

    Plan A.

    SE TRABAJARÁ EN DOS SENTIDOS EN LA ETAPA INICIAL.

    PRIMER SENTIDO:

    Campaña de concientización.(Aplicación de diferentes medios)

    Recolección periódica establecida por sectores.

    Apoyo general sobre la recolección.

                Logística de recurso humano.

                logística de apoyo vehicular.

                Tiempo en realizar la acción.

          SEGUNDO SENTIDO:

     Inventario de los Desechos por sectores.

     Actualización de del Catastro local.

     Preparación del Recurso Humano.

     Campaña del nuevo modelo.

     Medición de efectos y corrección de aplicaciones.

     Comprobación de resultados.

     Nueva aplicación de correcciones.

    Breve explicación: (en la etapa inicial).

    Plan B.

    PRIMERA ETAPA:

    Campaña publicitaria.(Aplicación de diferentes medios)

    Recolección periódica establecida por sectores.

    Apoyo gerencial sobre la recolección.

    Logística del recurso Humano. RR.HH.

    Logística vehicular.

    Centros de disposición y transferencia.

    Operativos programados.

    Operativos eventuales.

         Breve explicación

         SEGUNDA ETAPA:

     

    Inventario de los Desechos por sectores.(Aplicación de estadísticas)

    Actualización del Catastro local.(Alcaldías)

    Campaña del nuevo modelo.(Medios publicitarios)

    Medición de efectos y corrección de aplicaciones.

    Proposición, medición, efectividad y aplicación del nuevo modelo.

    Colocación de contenedores por colores en sitios estratégicos.

    Sera implementada el uso de las bolsas de colores por tipo de desecho.

    Este trabajo contempla Dos Tomos definidos así:

    Estudio Técnico – Administrativo I   y el

    Estudio Técnico – Desechos Sólidos II.

    Dentro del empeño en llegarle a la fórmula que genere mayor eficiencia, hemos analizado y adicionado otra figura operativa que significan El Cuadrante; este  define otros cuatro segmentos que reflejan las acciones de cada situación por separado, pero que una va encadenada a la otra, siendo estas: El Primer Cuadrante: define el Diagnostico de la situación en estudio; el Segundo Cuadrante presenta las diferentes acciones que se deberán ejecutar para resolver  la situación, recursos humanos, financieros, tiempo y modalidad a establecer; Tercer Cuadrante, presenta los resultados entre lo definido y lo ejecutado, sus diferencias y motivos de su retardo y cualquier modificación encontrada o futura, incluyendo la opinión comunal y. El Cuarto Cuadrante, proyecta entre la gerencia eficiente de problemas y la responsabilidad de resultados por ejecución. Este último se relaciona mediante el efecto logrado, entre la comunicación, la acción y el resultado, como se va dando la efectividad de la autoridad, definiendo incluso, si estos van en sentido correcto. Esta información mide cuan aceptada y eficiente puede ser la imagen, donde tumbe cualquier posibilidad de medirse en una convocatoria futura de referéndum, o de lanzarse nuevamente por la solidez o debilidad que una acción efectiva, contribuya en el enfoque hacia una fácil reelección y de legítima aspiración cuando lo ha hecho bien.

    Adicionalmente hemos creído en la imperiosa necesidad de que el problema requiere de esa mano comunal, que apoye y trabaje en ese mismo sentido. Desde las bases del mencionado estudio, se va armando toda una cadena de efectos, que van corrigiendo la situación, para lo cual definimos, que se requiere de ir configurando un esquema de trabajo que permita envolver a toda una situación que se ha estado generando por años, y que se debe ir corrigiendo sobre la marcha y sesgar todo aquel efecto secundario y negativo, por un resultado positivo, producto de esa forma de dar ese nuevo enfoque sobre la modalidad aplicada.  Para ello, hemos creído que se debe trabajar por módulos de trabajo, los cuales se pueden aplicar en forma simultánea o por separados. Siempre que se vayan evaluando de forma objetiva, y en conjunto poder hacer frente de forma efectiva a la idea de analizar y poder cambiar sobre la marcha y corregir, sin generar pérdidas, trancas, debilidades o deficiencias. Debemos ir al cambio sobre la mala costumbre en la comunidad, sobre la forma de sacar sus desechos, pudiendo hacerlo, de manera de que estos, sean manipulados del domicilio hacia su exterior, dentro de la nueva práctica, y mediante una sistemática campaña sobre el conocimiento y manejo de sus Desechos Sólidos, separados por orgánicos e inorgánicos. Incluyendo en esta, escuelas y colegios, publicidad de radio y televisión, vallas, suplementos, panfletos y trípticos en los encartados, convenios con las empresas, para efectuarles una recolección personalizada, recolección de las oficinas públicas y privadas, centros comerciales, comercios y fábricas, sitios públicos y abiertos; como de clínicas y centros de salud.

    Los estudios definen que, aplicando esta modalidad, de forma inmediata, se rebaja el bulto total a recoger, dado que la modalidad es la recolección únicamente de los desechos orgánicos, que son los que ocasionan las dificultades desde su origen por contaminar a los desechos inorgánicos. Hemos previsto rebajar de forma inmediata, a la mitad, la producción de las toneladas señaladas, en un periodo de tres meses, y aplicar de forma simultánea, la operatividad de la cantidad a clasificar en los centros de recepción y clasificación y/o transferencia; a la compactación y mezcla para el compost, finalizando con el desarrollo de la lombriz californiana para obtener un fertilizante NPK; así, como reajustar el espacio y tamaño de los vertederos a cielo abierto y la producción del compostaje. Esta debe ir en fusión a los productos que regresaran al reciclaje, previamente clasificados, dentro del esquema primario de los orgánicos e inorgánicos. Los lixiviados tendrán un trato especial, fundamentados en la especialización prevista para ello, como; la aplicación del horno crematorio para los sólidos no reciclables y la evaporación de los fluidos.

    Sólo así, se podrá hacer frente al problema, una vez equilibrada la situación, que permita establecer una relación entre la producción de desechos orgánicos, la recolección y el espacio físico y operativo disponible, en los centros de transferencia y disposición final.

    Mantener activa la efectividad y reconocimiento de la información de cada parroquia, a los fines de que se proceda de manera continua, el mantenimiento y la ejecución de las acciones que sean necesarias para que la ciudad se mantenga limpia, presentable y funcional.  Con relación a este punto, señalan los psiquiatras, que la ciudad se haría más tranquila y con menos incidentes de fechorías y agresividad, asentando hacia la calma y la concordia entre la ciudadanía.

    Definitivamente se debe modificar el sistema vencido, por un modelo atractivo, practico y eficiente. Que genere resultados y origine el embellecimiento de las ciudades, donde crezca el verde, sin malos olores, la disposición diferente, la recolección eficaz, donde el ciudadano encuentre la calma, el aseo y el sosiego, por no volver a tener la preocupación del desecho que tanto mal, le ocasiona.

    A este modelo le adicionaremos las competencias infantiles y juveniles, de escuelas y colegios, donde la competencia origine un esfuerzo en cada comunidad, donde el joven, sus maestros, padres y representantes, entren en la investigación del problema y su definición, proporcionando soluciones, que serán formalizadas en la operadora y dadas a conocer en comunidades aledañas, para que sirvan de soporte educativo para saber sobre los desechos y resultados. Estos concursos y competencias son debidamente canalizados, con la finalidad de que se conozcan y su avaluación sea calificada y premiada. Este dossier, consta de trece suplementos de las diferentes áreas administrativas, operativas, legales, técnicas de rutas y manejo de los desechos con su correspondiente solución.  Continuará.   Como acabar con los vertederos. Sistema vencido y contaminante.

  3. Sistema de empresas integradas.    (Hoy todos los plásticos son reprocesables al 100%).

    Se supone que esta modalidad no arranca de inmediato, es toda una aplicación sistémica, que permite rápidamente poner de manifiesto, que la factibilidad es positiva, sustentable, permaneciendo en la zona donde está el vertedero, ya que supone desaparecer este, por el inicio de la selección de los desechos, clasificarlos y arrumarlos dentro de su exacta manufactura. Metales: latas, acero, hierro, aluminio, cobre, latón y bronce entre otros. Plásticos: como, Polietileno Tereftalato; Polietileno de alta densidad; Cloruro de Polivinilo; Polietileno de baja densidad;  Polipropileno; Poliestireno y Policarbonato. Los productos que más de se pueden elaborar son las tapas de posetas, paletas para montacargas, mazos de herramientas, partes y piezas de vehículos, Vidrios: frascos, botellas, laminados entre otros, separándolos por reusables y desechables, colores, rotos y completos. Los dañados van a la tintorería para desaparecerle la marca comercial, estampados o etiqueta alguna y pasarlas al martillo para pulverizarlas y las completas sin daños, se lavan, revisan y van a la selección para la venta al proveedor del producto consumido. Cartones, trapos, maderas, viruta, aserrín y sus derivados: Estos desechos serán recogidos en la propia empresa generadora, para evitar su contaminación y traslados innecesarios. Se establecerá un cronograma de recolección de días y hora, para equilibrar la salida del camión a buscar estos desechos. El resto llegará por la recolección habitual. Estos desechos sirven para la elaboración de  cartón piedra y aglomerados.

     

    Una vez la comunidad aprenda y acepte que se debe botar el desecho dentro de un orden sistémico establecido, previamente conocido por los medios de comunicación social. Todo será más fácil. Todas estas series de actividades principales y secundarias, permitirán la elaboración de productos caseros artesanales, evitar la fuga de divisas, por contar con la materia prima requerida en el país, sin tener la necesidad de importarlos. Así, como la generación de empleos a trabajadores espontáneos, sin ser mano de obra calificada, sin tecnología, cero importación, colocación directa del producto a los procesadores vía Internet. Este orden debe establecerse cercano a que el producto se encuentre en las mejores condiciones, siendo cercano al señalamiento que precede:

     

    Que el producto obtenido pueda ser utilizado totalmente de nuevo.

    Que el nuevo material mantenga el 100% de sus cualidades originales y

    Que el material resultante se pueda utilizar para fabricar el mismo producto del que proviene.

     

    Como están subdivididos los Desechos Sólidos.   (Ventanas por sectores)

     

         Metales ferrosos y no ferrosos, bronce, latón, aluminio y acero entre otros.

         Los Plásticos, que deberán ahora expresar su composición química.

         Se le recomienda a las autoridades oficiales, Exigir a los productores de envases plásticos, señalar la fórmula química del envase, para facilitar su clasificación para el reciclaje.  Estas siete fórmulas aparecen más adelante.

         Los cartones, papeles, maderas y trapos.

         Los vidrios por tipos y las botellas por colores y marcas de productos.

         Las gomas espumas, hules  y cauchos.

         Los escombros. piedras, ladrillo, frisos, porcelanas y bloques.

         Materiales de hospitales, clínicas y ambulatorios, que serán tratados de forma especial, dada su peligrosidad y grado de contaminación.

         Desechos Industriales, que tienen características especiales de contaminación, bien con el trato humano y/o posible daño al medio ambiente.

         Recoger los animales sin vida de la vía pública.

     

    Motivación de la comunidad:     (Efecto Comunal).

    Cuando hablamos de la educación, nos referimos a todos los niveles y vías de comunicación, como; prensa, radio, televisión, Internet, encartados y suplementos infantiles, charlas en los colegios y manejos sobre trabajos escolares de investigación, que vayan formulando propuestas  sobre el tema, con opción a ser premiados, incluyendo competencias intercolegiales. Esta modalidad genera confianza en la familia con una acción y respuesta contundente sobre los padres y en la propia comunidad sobre la modalidad de sacar los desperdicios en la nueva modalidad implementada.

    El efecto final de esta forma sistémica, responde al hecho de que se facilita trabajar con el resto de los desechos inorgánicos. Donde existiría una ventana para cada uno de ellos, para que las empresas puedan adquirir sus desechos por la vía de la compra por Internet, estableciendo las condiciones, volumen y características que sobre el producto pretende que se les considere en su negociación.

    Los Vertederos y los Rellenos Sanitarios, hoy son prácticas que no son aceptadas implementarlas, recomendación de la Organización Mundial de la Salud. OMS. Por la gravedad de su contaminación, que han puesto de manifestado, diferentes documentos de ONG de diferentes países, sobre esta opción, donde proponen su abolición y prohibición para nuevos vertederos a cielo abierto y la erradicación de este medio. Está comprobada la degeneración del ambiente por estas causas, el trastorno de la biodiversidad, el nivel freático, los gases metanos, los malos olores, la presencia de insectos ajenos a esa zona, permaneciendo y conviviendo, sin que se les pueda combatir, inmunes al exterminio por fumigaciones, aun, cuando han sido estudiadas otras modalidades para combatirlas. Nuestra apreciación, radica, en aceptar no recurrir a esta modalidad ya vencida. Pero si realmente abrir espacios para resolver el problema como son los centros de disposición, para la construcción de la mesa clasificadora de desechos y generar la selección de estos, las plantas de transferencia, y no permitir el desecho de permanencia y separarlo día a día, desde el inicio y para siempre de este modelo, que imprime una modalidad efectiva y que es la que se está imponiendo en esta materia.

    Cuando se trata de algún tipo de Relleno Sanitario o Vertedero, se recomienda, una vez agotada la posibilidad de extraer algún desecho y se considera que ya, que no se le puede exigir más, es cerrarlo, y colocarles una capa de tierra para compactarlo, sobre ésta, un manto impermeable, sellarlo en sus bordes, con remates de concreto, y luego otra capa de tierra negra que permita el nacimiento de alguna gramínea, monte o alguna vegetación liviana que cubra la extensión, una vez cerrada.

    Centros de disposición controlada.          (Planta de Transferencia).

    Se ha elaborado un estudio aunque muy completo, en la que se dispone establecer un centro, para conocer las posibles entradas y salidas de los equipos de recolección, área de disposición del desecho seleccionado, como; poder accionar algún tipo de emergencia y poder resolver cualquier efecto inesperado. Estos desechos deben ser separados por tipo y prepararlos para su regreso a los medios productivos para su reciclaje. Se debe producir una sinergia que se corresponda de forma equilibrada entre la cantidad por recolección y la seleccionada y procesamiento para el reciclaje. Debe producirse este equilibrio de forma diaria y permanente.

    Esta etapa es la que debemos atacar en la comunidad de la forma siguiente:

    Se recomienda el uso del satélite de GOOGLE, denominado EARTH para tareas de supervisión y control de áreas extensas en vivo.

     

         Los inmuebles solamente podrán sacar los residuos de Desechos Orgánicos, el día y hora probable señalada para cada sector. Así se evitará la descomposición, el mal olor, la contaminación, las enfermedades y las regueras de desechos por el hurgar dentro de las bolsas. (Tres veces por semana). Bien en la modalidad A) lunes, miércoles y viernes, con señalamiento azul y la B) martes, jueves y sábados con señalamientos en color naranja en cada sector según el día de recolección y C) el domingo será para hacerles revisión, mantenimiento y lavado, desodorización de las unidades recolectoras.

         Habrá total garantía de la recolección al día, hora y momento señalado.

         Todo inmueble deberá ajustarse a esta modalidad, con el propósito de poder controlar eficientemente los desechos en las aceras frente al inmueble o donde se le señale.

         Que se conozca y respete el día señalado y modalidad de sacar los desechos (materiales inorgánicos) para su entrega al vehículo correspondiente. El cual deberá ser dentro de la modalidad expresada por el operario de la unidad recolectora.    (Una vez por semana).

         Que la modalidad esté fundamentada bajo la premisa de las ventanas de productos por tipo, para su venta al interesado en adquirirla para aplicar algunas de las Tres R: reducir, reutilizar y reciclar,  mencionadas en este trabajo.

         No será recogida en ninguna unidad, materia orgánica mezclada con desechos inorgánicos, evitándose así, la contaminación entre ellos, dificultando el trato y manipulación inmediata en los sitios de disposición y transferencia.

         Para los efectos de recolección de materiales especiales y de forma ocasional, el  usuario deberá dirigirse a la unidad operadora de la recolección, para convenir el trato y cancelación de la recolección y bote de sus desperdicios, para los cuales se le hará entrega de la bolsa, bolsón o saco para que dejen su desecho tal como ha sido acordado.

         Cualquier establecimiento podrá hacer uso de esta disposición, siempre que lo haga de la forma y modalidad establecida por la Alcaldía.

         La bolsa, bolsón o saco será de un color que señala el tipo de desecho y que está dentro de la modalidad acordada entre la unidad recolectora y  el responsable del inmueble.  También existirá una bolsa de lona numerada, la cual tiene un costo para la entrega de escombros autorizados.  Este paga así, los costos ocasionados por la búsqueda, levante y traslado del bolsón con escombros.

         Existirán seis ventanas formales para dar por clasificada la variedad de desechos sólidos.

         Todas las unidades de recolección tendrán una ruta establecida y no podrán salir de ella ni recoger artículos no permitidos.

         Los operadores y operarios recibirán un curso especializado en sus funciones, de manera de que todos entendamos, conozcamos y actuemos en la misma línea trazada.  Este curso tratará de la autoestima, manejo de la responsabilidad asignada y la responsabilidad en la que estamos obligados a cumplir.

         La División del Trabajo en la vía pública, estará prevista desde seis tipos de modalidades de atender el problema de la efectividad de la recolección i) Uno directamente a la atención de los desechos orgánicos de los inmuebles de habitación, oficinas, empresas y comercios., ii) Recolección de los inorgánicos, tal como está previsto en los mismos inmuebles de habitación, oficinas, empresas y comercios.  iii) Un tipo de servicio especial ligero y diferenciado únicamente para clínicas, hospitales, centros ambulatorios y/o centros de salud.   iv) Recolector únicamente de aquellos escombros autorizados., v) Los Desechos Industriales, los cuales deberán ser recolectados dentro de un sistema que permita su control, dada la posibilidad de contaminación al humano y de riesgo al medio ambiente y vi) La recolección de animales sin vida en la vía pública.

         Cada unidad deberá cumplir con su modalidad, sin salirse de la obligada en los procedimientos señalados.

         La ruta estará diseñada para que la unidad siempre vaya hacia delante y nunca hacerlo en sentido contrario.

         El diseño de la modalidad de circulación, está fundamentada dentro de las disposiciones de la Ley de Tránsito Terrestre, en cuanto a flechados y diseños de la vialidad.

         Para las zonas de fábricas y empresas clasificadas, se establecerá un sistema de recolección apropiado previamente estudiado y dado a conocer en  la modalidad acordada en la recolección.  

         Las empresas clasificadas por producir desperdicios contaminantes o dañinos al ambiente, se le controlarán mediante una regularidad en el control de sus residuos, para evitar que estos se desvíen de la modalidad establecida.

         Limpieza interna de las alcantarillas y desagües.

         Recolección de basura acumulada en las zonas populares, tanto de las laderas como; en las entradas a nuestras barriadas.

         Colocación de bombillos y mejoras de circuitos en los alumbrados en plazas, túneles y paradas.

         Remoción de los botes de cemento premezclados, que se observan en las vías, que se desprenden de los camiones trompo, permaneciendo y estorbando el libre tránsito. Este problema deberá ser comunicado a las empresas especializadas, para que contribuyan en la misma remoción.

     

    Preparar aquellas comunicaciones para el Alcalde, para que se proceda a informar la autoridad oficial competente sobre la situación existente, y se proceda en consecuencia a la reparación solicitada.

     

    Sólo así, se podrá hacer frente al problema, una vez equilibrada la situación, que permita establecer una relación entre la producción de desechos orgánicos, la recolección y el espacio físico y operativo disponible, en los centros de transferencia y disposición final.

    Mantener activa la efectividad y reconocimiento de la información de cada parroquia, a los fines de que se proceda de manera continua, el mantenimiento y la ejecución de las acciones que sean necesarias para que la ciudad se mantenga limpia, presentable y funcional.  Con relación a este punto, señalan los psiquiatras, que la ciudad se haría más tranquila y con menos incidentes de fechorías y agresividad, asentando hacia la calma y la concordia entre la ciudadanía.

    Dentro de nuestra teoría, está comprobado que no es la cantidad de camiones realmente lo que resuelve la situación, está en la eficiencia del recorrido de cada ruta, aun cuando no cuente con unidades propias para resolver el problema en su totalidad.

    La diferencia está, conociendo el tonelaje producido, la capacidad de las compactadoras, la modalidad, la operatividad del alcance a aplicar, el problema será resuelto, seguros con toda eficiencia y grandes resultados. La lógica será, en que la efectividad de la recolección y los resultados en desaparecer el desecho es la meta. Cuando se trata del orgánico debemos orientarlo hacia el compost y el desarrollo de la lombriz, y cuando se trata del inorgánico debemos orientarlo hacia el reciclaje, teniendo en cuenta que este desecho no sea contaminado con los orgánicos y depreciada su calidad.  Se establecerá un equilibrio entre producir, seleccionar  y reciclar.

     

    Elementos importantes para lograr una efectividad en la aplicación de la modalidad.

    Parte I

         Reingeniería de la operadora. Ahora será una empresa con nueva imagen, como empresa recolectora.

         Una inducción y nueva imagen a los trabajadores y recolectores.

         Aprendizaje de la nueva modalidad sobre los desechos sólidos.

         Ajustar la recolección a las unidades existentes.

         Conocimiento de la Generación de Desperdicios, Ajustar la capacidad de Recolección, Capacidad de Transferencia y Mercado de Desechos Reciclables.

         Campaña publicitaria. Suplemento infantil.

         Hoja Web  para las empresas que reciclan.

         Convenios de recolección y modalidad con las industrias y zonas de trabajo.

         Estrategias de colocación de contenedores.

         Diseño de la modalidad de recolección.

         Tipo de vehículo y su horario.

         Solicitar contenedores y sus compactadores para la recolección.

                  Parte II

       Tipo de fórmula en los recipientes.     (fórmula del plástico).

       Ajustar nueva legislación que se cumpla.  Ordenanza Municipal.

       Ajuste de los Aforos a la realidad de hoy.

       Señalización de horarios de recolección en la vía pública.

       Tributo como contribución a la recolección. Apoyo de los Consejos Comunales.

       Enseñanza sobre desechos al medio escolar. A todos los niveles.

       Selección por orgánicos e inorgánicos y peligrosos, Implementarlo progresivamente.

       Se recomienda la actualización del Catastro del Municipio y sus aforos por este concepto.

       No sacar sus desperdicios y exponerla sin conocer el horario de recolección de esa zona.

       Normas sanitarias, Ley Orgánica de Prevención, Condiciones y Medio Ambiente de Trabajo, para todo trabajador expuesto a la recolección, y su presencia esté vinculada a los centros de disposición o rellenos sanitarios, centros de transferencia, vertederos, control de lixiviados y desechos industriales.

       Organización de los trabajadores que hacen presencia en los centros de transferencia.

       Equipamiento de ropa y utensilios adecuados al tipo de trabajo expuesto.

       Bolsas en las licorerías para capturar las botellas de vidrio y latas.

       Recoger los desechos de vehículos en estado de abandono en las calles.

       Prohibir los talleres ambulantes en las propias calles y avenidas.

       Evitar la colocación de puestos de revistas sin la autorización de la Alcaldía.

       Exigir la perisología sanitaria a los puestos de venta de alimentos.

     

     

    MATERIAL DE DESECHO PARA EL RECICLAJE:

    MATERIAS INORGÁNICAS

         Vidrios diversificados

         Plásticos, PVC, polietilenos, polipropilenos, animes y otros

         Materiales ferrosos y NO ferrosos como:

           Acero, cobre, hierro, aluminio y bronce entre otros

         Maderas, papel, telas y cartón

         Cauchos, goma espuma y balata

         Casos especiales de los escombros, Autorizados por la Alcaldía mediante el pago de los impuestos municipales

         Casos especiales se encuentran

         Material contaminado de clínicas y centros de salud. (Desechos patológicos y materia de cura y quirúrgico).

         Desechos industriales y  Agroindustriales. Desechos de arroz, maíz, sardinas y tripas, pollos, ganado y centrales.

         Desperdicios de talleres y fábricas, previamente    convenidos.

     

         Residuo Sólido Comercial: residuo generado en establecimientos comerciales y mercantiles, tales como almacenes, depósitos, hoteles, restaurantes, cafeterías y plazas de mercado.

         Residuo Sólido Domiciliario: residuo que por su naturaleza, composición, cantidad y volumen es generado en actividades realizadas en viviendas o en cualquier establecimiento similar.

         Residuos Agrícolas: aquellos generados por la crianza de animales y la producción, cosecha y segado de cultivos y árboles, que no se utilizan para fertilizar los suelos.

         Residuos Biomédicos: aquellos generados durante el diagnóstico, tratamiento, prestación de servicios médicos o inmunización de seres humanos o animales, en la investigación relacionada con la producción de estos o en los ensayos con productos biomédicos.

         Residuos de Construcción o Demolición: aquellos que resultan de la construcción, remodelación y reparación de edificaciones, o de la demolición de pavimentos, casas, edificios comerciales y otras estructuras.

         Residuo Industrial: residuo generado en actividades industriales, como resultado de los procesos de producción, mantenimiento de equipo e instalaciones y tratamiento y control de la contaminación.

         Residuo Sólido Especial: residuo sólido que por su calidad, cantidad, magnitud, volumen o peso puede presentar peligros y, por lo tanto, requiere un manejo especial. Incluye a los residuos con plazos de consumo expirados, desechos de establecimientos que utilizan sustancias peligrosas, lodos, residuos voluminosos o pesados que, con autorización o ilícitamente, son manejados conjuntamente con los residuos sólidos municipales.

         Residuo Sólido Municipal: residuo sólido o semisólido proveniente de las actividades urbanas en general. Puede tener origen residencial o doméstico, comercial, institucional, de la pequeña industria o del barrido y limpieza de calles, mercados, áreas públicas y otros. Su gestión es responsabilidad de la municipalidad o de otra autoridad del gobierno. Sinónimo de basura y de desecho sólido.

         Residuos Biodegradables: todos los residuos que puedan descomponerse de forma aerobia o anaerobia, tales como residuos de alimentos y de jardín.

         Residuos Voluminosos o cachivaches: son aquellos materiales de origen doméstico que por su forma, tamaño o peso, son difíciles de ser recogidos o transportados por los servicios de recogida convencionales. Para estos, se establecerá un vehículo especial abierto y un día previamente señalado para la zona y días de recolección.

                                                          

    Clasificación por tipo de manejo

    Se puede clasificar un residuo por presentan algunas características asociadas a manejo que debe ser realizado:

     

          Residuo peligroso: Son residuos que por su naturaleza son inherentemente peligrosos de manejar y/o disponer y pueden causar muerte, enfermedad; o que son peligrosos para la salud o el medio ambiente cuando son manejados en forma inapropiada.

          Residuo Sólido Patológico: residuo que por sus características y composición puede ser reservorio o vehículo de infección a los seres humano. Desechos de operaciones, algodón, hisopos, gasas y adhesivos entre otros.

          Residuo Sólido Tóxico: residuo que por sus características físicas o químicas, dependiendo de su concentración y tiempo de exposición, puede causar daño y aun la muerte a los seres vivientes o puede provocar contaminación ambiental

          Residuo inerte: Residuo estable en el tiempo, el cual no producirá efectos     ambientales apreciables al interactuar en el medio ambiente. Chatarras, troncos y artefactos de difícil traslado.

         Residuo no peligroso: Ninguno de los anteriores. Se considera un residuo sólido NO PELIGROSO a aquellos provenientes de casas habitación, sitios de servicio privado y público, demoliciones y construcciones, establecimientos comerciales y de servicios que no tengan efectos nocivos sobre la salud humana.

     

    Métodos de eliminación

     

    La eliminación de residuos mediante vertido controlado, es el método más utilizado. El resto de los residuos se incinera y una pequeña parte se utiliza como fertilizante orgánico. (Compost y lombrices). La selección de un método u otro de eliminación se basa sobre todo en criterios económicos, lo que refleja circunstancias locales. Pero la aplicación de la Mesa de Clasificación de residuos orgánicos, se ha comprobado que aunque hay más trabajo, es el más práctico y efectivo. Dado que no deja elementos o en su mayoría, para incinerar o verter.

      Vertido controlado (Método no recomendado por la Organización Mundial de la Salud. OMS).

    Vertedero de basura: En las ciudades, una persona media puede llegar a producir hasta una tonelada de residuos al año, una cantidad que desborda muy pronto los vertederos de basura locales. A veces, las ciudades recurren a la incineración de residuos o los transportan a otras zonas.

     

    El vertido controlado o vertedero a cielo abierto: Hoy la Organización Mundial de la Salud, OMS, NO LO COMPARTE (modalidad no aceptada), ya existen estudios que han demostrado esta percepción y no lo recomiendan. Se ha estado promocionando el método de la selección y clasificación, fundamentada en que si es posible desaparecer todos los desechos, sin la necesidad de esconder, rellenar o disfrazar su existencia. La modalidad actual se fundamenta en la facilidad de su trato y de la manera más barata de eliminar residuos, pero depende de la existencia de emplazamientos adecuados.

      La OMS, advierte: En general, varios elementos como: Evitar el crecimiento espacial del vertedero; por el contrario reducir su tamaño y operarlo desde el criterio de la selección, tratamiento y la reducción, reutilización y el reciclaje;  recogida y transporte de los residuos que suponen el 75% del costo total del proceso. Se aplicará este método, cuando las alternativas no responden al tratamiento debido, que consiste en almacenar residuos en capas en lugares excavados. Cada capa se prensa con máquinas hasta alcanzar una altura de 3 metros; entonces se cubre con una capa de tierra y se vuelve a prensar. Es fundamental elegir el terreno adecuado para que no se produzca contaminación ni en la superficie ni en aguas subterráneas. –estudio del impacto ambiental- Para ello se nivela y se cultiva el suelo encima de los residuos, se desvía el drenaje de zonas más altas, se seleccionan suelos con pocas filtraciones y se evitan zonas expuestas a inundaciones o cercanas a manantiales subterráneos. La descomposición anaeróbica de los residuos orgánicos genera gases. Si se concentra una cantidad considerable del gas  metano, se pueden producir explosiones, por lo que el vertedero debe tener buena ventilación. Técnicas más recientes apuestan por el aprovechamiento de estos gases procedentes de la descomposición como recurso energético. Este método ha sido prohibido por la Organización Internacional de la Salud, OMS, está comprobado, que este mecanismo producen enfermedades en los órganos de los habitantes que están cerca y de alguna forma conviven a diario en estos sectores, siendo afectados patológicamente del sistema otorrino, lagañas, garganta, oídos, erupción cutánea, estómago y caspa entre otras enfermedades que vienen a dañar la salud de los habitantes cercanos a los vertederos a cielo abierto.

     

      Incineración

    Las incineradoras convencionales son hornos o cámaras refractarias en las que se queman los residuos peligrosos y los que no hay nada que se pueda hacer con ellos. Se debe tener cuidado con la salida de los gases, los cuales deben estar orientados de manera que la brisa los orienten hacia un sector abierto, de manera que toda su generación se desaparezca. La planta debe estar optimizada para controlar los gases de la combustión y los sólidos que permanecen se queman en una segunda etapa. Los materiales combustibles se queman en un 90% de los sólidos, y los fluidos, que deben ser eliminados por evaporación. Además de generar calor, que puede reorientarse hacia la utilización como fuente energética, la incineración genera dióxido de carbono, óxidos de azufre y nitrógeno y otros contaminantes gaseosos, cenizas volátiles y residuos sólidos sin quemar. La emisión de cenizas volátiles y otras partículas se controlan con filtros, lavadores y precipitados electroestáticos.

    Compost: Elaboración de fertilizantes (50% de tierra negra y 50% de desechos orgánicos). La elaboración de abono orgánico. N.P.K.  Los residuos del jardín pueden compactarse y       emplearse como fertilizante. Para fabricar abono orgánico- material didáctico que está incluido en este trabajo-  se disponen por capas en un cajón, sin apretarlos demasiado con el fin de que el aire pueda circular. Se añade nitrógeno al estiércol, aserrín o plantas, para generar calor y ventilación. El calor facilita la putrefacción y elimina los organismos no deseados. Después de humedecer la cantidad se tapa. El calor se va acumulando y los residuos se descomponen convirtiéndose en abono orgánico rico en nutrientes, que después se emplea como fertilizante. 

    La elaboración de fertilizantes o abonos a partir de residuos sólidos consiste en la degradación de la materia orgánica por microorganismos aeróbicos. Primero se clasifican los residuos para separar materiales con alguna otra utilidad y los que no pueden ser degradados, y se entierra el resto para favorecer el proceso de descomposición. El humus resultante contiene de un 1 a un 3% de N,P,K, Nitrógeno, Fósforo y Potasio, según los materiales utilizados. Después de tres semanas, el producto está preparado para mezclarlo con aditivos, empaquetarlo y venderlo.

     

      Recuperación de recursos energéticos

    Central eléctrica de residuos En esta incineradora de residuos sólidos, la basura doméstica se convierte en energía eléctrica. La central genera energía para las industrias quemando ciertos tipos de residuos en un horno de alta temperatura. El vapor producido por la incineración mueve una turbina que impulsa un generador eléctrico. Es posible recuperar energía de algunos procesos de eliminación de residuos. En general se pueden hacer dos   grupos: procesos de combustión y procesos de pirolisis. Algunas incineradoras se aprovechan para generar vapor. En las paredes de la cámara de combustión se colocan tubos de caldera; el agua que circula por los tubos absorbe el calor generado por la combustión de los residuos y produce vapor.

    La pirolisis, lixiviados  o destilación destructiva es un proceso de descomposición química degenerativa, de residuos sólidos mediante  calor en una atmósfera con poco oxígeno. Esto produce una corriente de gas compuesta por hidrógeno, metano, monóxido de carbono, dióxido de carbono, ceniza inerte y otros como el gas metano, según las características orgánicas del material de pirosis.

     

    Reciclado:

    Residuos peligrosos.

    Algunas sustancias biológicas, los compuestos químicos tóxicos e inflamables y los residuos radiactivos son peligrosos. Estas sustancias pueden ser gaseosas, líquidas, semisólidas o sólidas. Incineración, Fluidos o sólidos.

     

    Las sustancias radiactivas son peligrosas porque una exposición prolongada a su radiación daña a los organismos vivos y porque las sustancias mantienen la radiactividad durante mucho tiempo. Este tipo de residuos no se elimina, se almacena dentro de contenedores en lugares protegidos. Se han estado almacenando en fosas marinas, pero este método no permite recuperar lo depositado ni controlar el estado de los contenedores. Otros métodos más adecuados son su almacenamiento en silos de hormigón o en formaciones geológicas profundas, aunque ninguno es del todo fiable a largo plazo.

    La introducción del concepto de gestión ambiental, en su acepción más conservacionista, ha afectado a todo tipo de actividades humanas. Así, la misma agricultura está dando un giro hacia sistemas de producción más respetuosos con el medio (lo que se ha dado en llamar agricultura biológica o ecológica) reduciendo el empleo de sustancias agresivas y potencialmente contaminantes, como ciertos tipos de abonos y pesticidas. Actividades que transcurrían en la naturaleza con un escaso control, como la caza y la pesca, se han visto favorecidas por la mejora que supone, tanto para la práctica de estas actividades como para la conservación de las especies, la instauración de una gestión ambiental de tipo cinegético o piscícola, en la que se pretende obtener un aprovechamiento sostenible de los animales salvajes sin hacer peligrar el equilibrio ecológico de las comunidades naturales.

    La gestión de aquellos espacios protegidos por su valor natural se encuentra dentro de lo que podríamos definir como la acepción más pura de la gestión ambiental. Así, es labor encomendada a los gestores ambientales el cuidado y preservación de los espacios naturales y sus recursos biológicos y geológicos. La conservación de las especies amenazadas, la organización de los usos dentro de los espacios naturales, son objetivos de este tipo de gestión ambiental.

    La gestión ambiental puede también llegar al hogar mediante el ahorro de energía, controlando la generación de residuos al evitarse, por ejemplo, el uso excesivo de embalajes, utilizando productos detergentes poco contaminantes, y reciclando, en cualquier caso, los residuos generados previa clasificación de los mismos (papel, vidrio, envases y orgánicos). Otros aspectos de la vida cotidiana también pueden verse favorablemente afectados por la aplicación de estos criterios de gestión como, por ejemplo, cuando se realiza la elección de un vehículo para su adquisición: cada vez más los propios fabricantes se preocupan de que los componentes de los coches sean reciclables y de que consuman menos combustible que, por otra parte, es un recurso natural no renovable. Este modo de hacer gestión ambiental a escala familiar puede también reportar ahorros importantes a la economía doméstica y mejorar la calidad general de vida.

    Los conceptos de conservación y gestión del medio ambiente están indefectiblemente ligados, y esta conservación se ha convertido en objetivo prioritario de las sociedades desarrolladas, como queda reflejado en documentos constitucionales de distintos países, como la gestión ambiental, en su más amplio sentido, es una herramienta fundamental para la consecución de este objetivo. Este sentido prioritario queda patente en el importante desarrollo habido en las últimas décadas en lo relativo a instrumentos legislativos (normas) y ejecutivos (administraciones) con esa función específica (por ejemplo, normativa sobre impacto ambiental y la nueva creación del ministerio que se deberá ocupar de estas tareas, tanto a nivel nacional, como regional y local.

     

    Al Respecto.

    Como se ha dicho, la gestión ambiental implica la práctica total de las actividades humanas, ya que transcurren o afectan al medio en mayor o menor grado, y está supeditada a una ordenación previa del territorio y de los usos del mismo. Esta ordenación marca para qué usos puede destinarse el suelo en función de su aptitud potencial como terreno agrícola, como poseedor de minerales aprovechables, como suelo industrial en función de su escasa aptitud para un uso más directo, como residencial en función de la existencia de agua disponible y de una climatología adecuada, o como reservado en función de su valor natural intrínseco, entre otros. Una vez que se ha establecido la ordenación, se diseña una estrategia para gestionar cada parte y uso. A la gestión más o menos productivista o economicista, diseñada para la explotación y aprovechamiento del suelo, se superpone la gestión ambiental.

  4. Hola Alberto

    Los que te seguimos desde hace años estamos contigo. Sigue exactamente igual, cuestionando te todo lo que no veas claro y aportado luz en los pasillos oscuros del reciclaje de envases. Opiniones como la tuya hacen mejorar el sistema del reciclaje. 

    Ahora no es el momento de cambiar sino de perseverar💪

    Un saludo 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *