La huella ecológica ¿Se puede ser 100% sostenible?

La última entrega de la serie de Clemente reflexiona sobre los gestos cotidianos que nos pueden ayudar a reducir nuestra huella ecológica. Me quedo con su última frase:

“No hay una única respuesta, exsiten muchas formas de reducir nuestra huella sin sacrificios. Que cada uno escoja. Lo principal es ser conscientes de nuestro impacto y actuar.”

5 comentarios

  1. Impecable la frase que habéis rescatado! Todos podemos hacer nuestro pequeño aporte.
    Saludos!

  2. Esta reportaje nos muestra claramente cómo se puede vivir de manera más respetuosa con el medio ambiente sin perder calidad de vida. Simplemente tomando una serie de medidas como el uso de la energía, el consumo de agua, la utilización de productos de uso diario como el papel, la comida y el uso del combustible. Hay datos que me han llamado la atención como, por ejemplo, la cantidad de agua que utilizamos diariamente sin necesidad o la cantidad de comida que tiramos a la basura todos los días. Es cierto que si todos nos concienzamos un poco de la necesidad de respetar la naturaleza haciendo un consumo responsable y moderado de productos de primera necesidad, todos podriamos vivir mucho mejor.

  3. Creo que parte del valor de esta serie de reportajes es precisamente acercar al ciudadano medio conceptos clave que manejamos los profesionales del medio ambiente y no siempre sabemos transmitir. Indicadores como la huella hídrica tienen un potencial enorme para la concienciación, que falta nos hace porque el futuro pasa por que consigamos ser más sostenibles en nuestro día a día. Y como dices, se puede conseguir manteniendo, incluso mejorando, la calidad de vida.

    Muchas gracias por tu visita y comentario Jacqueline.

  4. Pienso que es muy importante de ahorrar materia prima, por ejemplo no derrochar agua, ser consciente de lo que tiramos y es mejor de comer productos locales y de temporada para evitar desplazamientos innecesarios. Después de la destrucción, la solidaridad.

  5. Muchas gracias por tu comentario Isabelle,

    Efectivamente, tal y como planteas se trata de ser conscientes de que los recursos son limitados y usarlos de la manera más solidaria posible con las generaciones presentes y futuras.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *